HIPPIE IBIZA

Chicas no sé el porqué…. la mayoría de las veces que planeo un viaje…. el destino que siempre me apasiona y sueño con el son las islas; me da igual que isla sea o dónde este… ahí están flotando en medio de la inmensidad del mar… Cada una es única y especial….

Esta vez he pensado que tampoco hay que ir tan lejos para disfrutar de la belleza que desprenden. Pensando pensando…. me he sumergido en la maravillosa isla asociada al movimiento hippie por excelencia: IBIZA….

 

 

Me he preguntado muchas veces como empezó todo este movimiento y manera de vivir justamente en esta pequeña isla del Mediterráneo y quiero compartir con vosotras todo lo que he encontrado, es súper interesante…

 

 

Los primeros visitantes europeos de la isla de Ibiza, alrededor de 1930, vinieron atraídos por los aires de libertad, un paisaje bucólico y una población muy arraigada en arcanas costumbres de origen desconocido.

Tras las guerras y las duras posguerras vividas tras la II Guerra Mundial y la Guerra Civil, la isla volvió a ser el lugar de encuentro de muchos visitantes. Ibiza no permanecía muy diferente que treinta años atrás, pero en esta ocasión muchos de los visitantes eran americanos que huían de su país protestando por la Guerra de Vietnam.  Muchos fueron los jóvenes, seguidores del movimiento hippie, que vinieron a Ibiza desencantados con la situación en su país y descubrieron una isla maravillosa: Ibiza tenía todo lo que iban buscando. El movimiento hippie había encontrado en la isla uno de sus puntos de peregrinación obligatoria junto con San Francisco, Ámsterdam o Goa.

 

 

¿Cómo llegaron los hippies a Ibiza?

La isla de Ibiza se dio a conocer internacionalmente por la llegada de los hippies en los años 60. Sin embargo, muchos intelectuales y artistas europeos ya habían «descubierto» Ibiza en los años 30, aunque se marcharon al desatarse la Guerra Civil Española. Muchos de estos primeros visitantes, volvieron posteriormente en la década de los 60. Ibiza tenía ganas de recibir visitantes tras la dura posguerra.

Por otro lado, después de la II Guerra Mundial, muchos fueron los jóvenes europeos y americanos, seguidores del movimiento hippie, que vinieron a Ibiza desencantados con la situación en su país y descubrieron una isla fascinante: Ibiza tenía todo lo que iban buscando.

 

 

Es cierto que la situación general en España, con el régimen de Franco, era bastante cerrada pero con la llegada del turismo y la riqueza que generaba abrió el camino para muchas personas… y sus ideas. Ibiza fue el punto donde confluyeron gentes llegadas de diferentes países, ideas y culturas: así llegaron los hippies a Ibiza.

De esta forma, Ibiza se convirtió desde los años 60 en una de las capitales mundiales del movimiento hippie, lo que popularizó la fama de la isla por todo el planeta atrayendo a más jóvenes que venían a vivir, experimentar y crear…

 

 

Los hippies no inventaron nada, ya que la isla les sirvió buena parte del misticismo que andaban buscando: llegaron a una isla de bellísimos paisajes, una población muy abierta de tradiciones centenarias y donde afloraban leyendas. En tiempos del imperio cartaginés, Ibiza ya era considerada una isla mística, ya que era tierra sagrada. Las personas con poder de la época venían a la isla a morir, o ser enterradas, ya que se consideraba la isla como un santuario de espiritualidad.

El crisol de culturas en que se ha convertido la isla es único. Las diferentes civilizaciones que han pisado la isla, junto al aislamiento propio de una isla, ha cristalizado en una isla con un carácter único que ha recogido muchos mitos que han llegado a nuestros días.

De modo que la llegada de los hippies a Ibiza fue el descubrimiento de una isla mística, en el que las fabulosas playas, increíbles puestas de sol y lugares considerados casi sagrados como Es Vedrà se convirtieron en lugares de peregrinación.

 

 

A día de hoy, mucho de lo que dejaron los hippies en Ibiza ha desaparecido por completo, pero parte de su esencia aún permanece intacta. Elementos de origen hippie como los mercadillos, originalmente lugares de venta de productos usados y artesanías auténticas de hippies, han sido fusionadas de manera natural por los ibicencos.

 

 

Aunque el mundo de los mercadillos ibicencos ha cambiado mucho, conserva su esencia… a mí me encanta pasearme por ellos cuando voy a la isla. Queda pendiente escribir mi blog sobre este interesante mundillo de los hippie markets…

 

 

Espero que os haya gustado mi blog de hoy y lo disfrutéis tanto como yo al escribirlo…

Nos vemos el jueves a nuestra cita semanal y no olvidéis nunca: Siempre recuerda soñar a lo grande, alcanzar tus sueños, pero lo más importante es creer y ser tú misma.

aquí te espero en nuestro pequeño mundo Kimscut Boho Chic.

Un Bohobeso

 

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Kim's Cut Collection